La Culpa de Todo la Tiene B. Rosa

Disco de la Audiencia
1146
BERRI TXARRAK
Infrasoinuak
Infrasoinuak
Logo del Grupo

Mes 138: EMPEROR - Anthems to the Welkin at Dusk

Portada del Disco

El black metal noruego, surgido del mismísimo infierno, en sus orígenes tenía como piedras angulares a cuatro bandas, Darkthrone, Mayhem, Burzum y Emperor, estos últimos seguramente fueron los de mayor calidad técnica y no solo eso, sino que también lograron añadir elementos impensables dentro de un género tan underground como fueron los teclados, a este subgénero se lo denomino Symphonic Black Metal y Emperor fueron su primer estandarte.

Formados en 1991, ya en su primer larga duración editado en 1994 y titulado “In The Nightside Eclipse” ya dejaban entrever que su música iba a ir mas allá de las corrientes musicales de demás grupos del género, las melodías de teclado dejaban su presencia, pero sin lugar a dudas fue con su segundo larga duración editado en 1997 y titulado “Anthems to the welkin at dusk” donde realmente explotan.

Un disco capaz de fusionar el violento black metal junto con melódicos teclados y lograr que no se pierda un ápice de fuerza, el culpable de esto la tuvo su líder Vegard Sverre Tveitar conocido por Ihsahn, jovencísimo y talentoso compositor además de líder de la banda que contaba con 22 años a la hora de editarse su segundo trabajo, si alguien no lo conoce no le estaría de más repasar la carrera de este personaje.

"Anthems to the Welkin at Dusk" abre con una intro titulada “The Oath” con un comienzo y un desarrollo muy tranquilo desembocando en un final épico más típico de una banda de power metal sensación que se nos quita de la cabez rápidamente en cuanto empieza “Ye Entrancemperium”, ese comienzo arrollador con ese grito tan de heavy metal fusionado a esa velocidad musical es sin duda uno de los clásicos de la banda, “Thus Spake the Nightspirit” es un tema muy desarrollado que además de la fiereza musical contiene pequeños elementos de metal clásico, “Ensorcelled by Khaos” si quitamos su comienzo es un tema pausado en el centro de la canción, en la que los teclados cobran mayor protagonismo explotando en una furiosa pieza de metal extremo a su parte final, “The Loss and Curse of Reverence” es uno de sus temas más conocidos ya que fue su primer videoclip y en lo musical es el tema con más influencias del progresivo (si se permite decirlo) con un final caótico,” The Acclamation of Bonds” es una canción hipnótica en todos los sentidos su riff matador y sus teclados nos llevan a otras dimensiones, “With Strength I Burn” es sin dudarlo un tema grandioso, en sus primeros momentos recuerda mucho a su primer trabajo aunque va progresando hacia una parte más épica con voces limpias y coros y terminando con la endiablada parte final, cuando todo esto acaba se le queda uno la sensación de haber escuchado algo muy pero que muy grande y cerrando “The Wanderer” una instrumental corta para relajarnos después de la tormenta sónica, si es que todavía no estamos en shock.

Pieza única e irrepetible este Anthems to the Welkin at Dusk, Emperor tenían un nivel técnico y creatividad musical únicos, para mi es uno de los pilares del metal de las últimas décadas y no sólo de la música extrema sino a nivel general.

Comentario por Cold

Imagen del Grupo